• Dubitando ad veritatem pervenimus" (Cicerón).
  • Dubitando ad veritatem pervenimus" (Cicerón).
  • Dubitando ad veritatem pervenimus" (Cicerón).
  • Dubitando ad veritatem pervenimus" (Cicerón).

MARGARITA DE LA IGLESIA MARÍ

doctoramdelai@gmail.com

MARGARITA DE LA IGLESIA MARÍ

Presentación

En 1986 inicié mi actividad profesional en la Cátedra de Medicina Legal de la Universidad Complutense de Madrid.

En 1991 decidí emprender el camino de la actividad privada, abriendo consulta en Málaga.

Mantengo contactos de colaboración con expertos de otras especialidades médicas para los casos que así lo requieran.

En el área de la Medicina Legal y Forense realizo peritajes privados y judiciales

En el ámbito de la Medicina del Trabajo atiendo sobre vigilancia a la salud, aptitud laboral, y peritajes sobre incapacidad y contingencias.

La valoración médica del daño corporal se concreta en la elaboración de informes para tasación de secuelas y perjuicios que se calculan conforme a las reglas de específicos baremos.

Para la asistencia a juicios es conveniente la citación oficial. Movilidad por toda España.

ÁREAS DE ESPECIALIZACIÓN

MEDICINA LEGAL Y FORENSE

MARGARITA DE LA IGLESIA MARÍ

La Especialidad de Medicina Legal y Forense es una Titulación Oficial del Ministerio de Educación, que exige la Licenciatura en Medicina y Cirugía y, mediante examen nacional, optar a una plaza para la formación reglada de esta especialidad médica, de 3 años de duración.

El peritaje médico-legal es la prueba personal, en forma de dictamen, por la que un médico experto aporta opinión científica y argumentada sobre hechos relevantes en un pleito o adquirir certeza sobre ellos.

Tiene por objeto la aplicación de conocimientos médicos y ciencias auxiliares a la investigación, interpretación, desenvolvimiento y perfeccionamiento de la Administración de Justicia en todas sus Jurisdicciones (Penal, Civil, Social, Contencioso-Administrativa).

La Medicina Legal y Forense es la única especialidad médica que incluye conocimientos de Derecho; lo cual es fundamental para elaborar un dictamen que se ciña a la cuestión jurídica sobre la que versa un pleito y hacerse entender en el ámbito judicial.

Un magnífico peritaje científico puede ser inoperante en un Tribunal si no se adapta a la cuestión judicial encomendada. Pero también puede fracasar si el perito carece de habilidades en: expresión oral y escrita, comprensión del lenguaje jurídico, capacidad de argumentación, exposición didáctica, estrategia y táctica del debate, e incluso hasta debe saber manejar el lenguaje no verbal.

La máxima expresión de la Medicina Legal es la práctica del peritaje. Un peritaje puede ser solicitado de forma particular para obtener asesoramiento sobre un asunto sospechoso de algún ilícito. Otra modalidad es el peritaje judicial, que es requerido judicialmente a instancia de una de las partes, o de ambas si se acuerda un solo perito, y para lo cual se procede a la insaculación de un experto de la lista de peritos judiciales.

MEDICINA DEL TRABAJO

MARGARITA DE LA IGLESIA MARÍ

La Especialidad de Medicina del Trabajo es una Titulación Oficial del Ministerio de Educación y Ciencia, de 3 años de formación. Contiene una doble capacitación, asistencial y pericial.

En su vertiente asistencial se encarga de la Vigilancia a la Salud (Ley de Prevención de Riesgos Laborales) y suele desarrollarse en un Servicio de Prevención Propio o un Servicio de Prevención Ajeno.

Pero también puede ser ejercida como consulta privada, a iniciativa de un trabajador o como mediación entre trabajador-empresa, cuando existen conflictos relacionados con la salud del trabajador, los riesgos laborales y la aptitud laboral.

La modalidad pericial se desarrolla ante los Juzgados de lo Social, para valoración de secuelas y discapacidad del trabajador; en casos de impugnación de alta médica; o en controversias sobre la contingencia (accidente de trabajo; enfermedad profesional; enfermedad del trabajo; enfermedad común; accidente no laboral).

VALORACIÓN DEL DAÑO CORPORAL

MARGARITA DE LA IGLESIA MARÍ

La formación en valoración del daño corporal no es una especialidad oficial del listado de Especialidades Médicas, sino una capacitación que ya está incluida en la Especialidad de Medicina Legal y Forense; aunque también se oferta en estudios post-grado en Universidades, como titulación propia tipo Master.

En su definición clásica es “toda alteración anatómica o funcional causada por agentes externos, y desde un punto de vista médico-legal toda alteración física, mental o psíquica, causada por agentes mecánicos, físicos, químicos o biológicos, derivados de una causa exógena, tenga o no carácter doloso”.

Es “daño corporal” toda modificación peyorativa respecto al estado anterior de la persona que puede producirse tanto en sus bienes patrimoniales como extra patrimoniales, con o sin alteración psicofísica anatomofuncional.

Se han formulado numerosas definiciones de daño corporal que, si bien coinciden en sus aspectos esenciales, se diferencian dependiendo del ámbito médico o jurídico en el que hayan sido enunciadas y de los aspectos del daño que hayan querido destacarse. Sobre cualquier otra perspectiva, como médicos, nos interesa especialmente el concepto médico-legal de daño corporal.

En términos muy simples la valoración médica del daño corporal es una tasación de lesiones, secuelas y perjuicios personales (incluso perjuicios a terceros) producidos por una acción u omisión dañosa, y que se somete a las reglas de un baremo.